Osvaldo Tirado Miranda
Quinta Normal, Metropolitana de Santiago

Antecedentes biográficos:

Don Osvaldo Tirado Miranda, a sus 74 años, recuerda infinidad de hitos y momentos emotivos dentro de su larga carrera como cuasimodista. Sin embargo, entre este vasto y complejo mundo de experiencias, no recuerda con exactitud el momento en que “corrió a Cristo” por primera vez, fijando esta fecha esencial para su vida en alrededor de cincuenta años atrás, antes de casarse.

Conchalino de nacimiento, desde niño vivió cercano a la parroquia de Dolores en Quinta Normal, barrio de Carrascal. Muy pequeño recuerda que observaba con asombro el paso de la caravana cuasimodista por las calles, yéndose a la siga de ellos cada vez que podía. Varios infantes se colgaban de los carros tirados a caballo a manera de proeza, pero don Osvaldo prefería evitar el peligro de una caída inclinándose por la observación detallada. Siempre supo que sería cosa de paciencia para ser parte oficialmente del Cuasimodo de su comuna.

Varios años pasaron para que un joven Osvaldo juntara el dinero suficiente para comprar una vieja y pequeña bicicleta con el objetivo puesto en Cuasimodo. Con gran dedicación decoró su vehículo a la usanza y se arrojó a la aventura callejera de la corrida. En esos tiempos (a mediados del siglo XX) Cuasimodo de Quinta Normal guardaba una gran importancia al ser el único de la zona poniente cercano a Santiago, lo cual enorgullecía aún más al novel ciclista. Se trataba de un recorrido bastante largo (desde las 9 am a las 7 pm, aproximadamente), que acaparaba con la Comunión también a una gran cantidad de feligreses postrados en el hospital Félix Bulnes, próximo a la parroquia Dolores desde donde se largaba la corrida. Después de algunos dedicados años, el joven veinteañero asumió su primera gran responsabilidad: ser quien porta la Cruz en la vanguardia de la comitiva, lo cual realizó durante varios años. Esta bella etapa de su juventud quedó inmortalizada en la portada de una revista religiosa del Santuario Lourdes, donde aparece una gran foto del ciclista con la Cruz en la horquilla de la bicicleta, hito que don Osvaldo hoy recuerda con mucha melancolía acentuada por la pérdida del único ejemplar de la publicación que tenía como testigo.

Con los años, don Osvaldo se consolidó como líder de los ciclistas en Quinta Normal. Esforzándose, fue renovando el vehículo hasta obtener uno definitivo que es el que conduce hasta el día de hoy. Ininterrumpidamente ha pedaleado en Cuasimodo, incluso, en una ocasión, convaleciente de una compleja operación quirúrgica en el pie. Es él quien se preocupa año a año de las labores decorativas: guirnaldas/flores en los rayos de las ruedas y en la estructura; una imagen de la Virgen en el manubrio y dos grandes banderas en los costados de Chile y El Vaticano.

Ya siendo un experimentado pero aún joven cuasimodista, ante la renuncia de la directiva vigente, la comunidad propuso a don Osvaldo como el nuevo presidente, desafío que debió aceptar y ejerció por dos años para luego volver a dedicarse a sus actividades específicas de ciclista. En la década de los noventa, don Osvaldo y su familia se mudaron dentro de Quinta Normal, a plaza Garín, frente a la iglesia San José. La comunidad católica del lugar lo reconoció como activo cuasimodista (la corrida de Dolores pasaba por esta zona e incluso una vez irrumpieron en la misa de San José recibiendo una fraternal acogida) y lo invitó a ser parte del grupo parroquial. Rápidamente se convirtió en un activo miembro de la iglesia del barrio, aunque seguía corriendo Cuasimodo en la antigua parroquia de Dolores. Un día sábado, el Padre Pedro Pablo, ante su desinteresado y buen desempeño como parroquiano, le propone convertirse en Ministro de Comunión (laicos que entregan la Comunión a personas postradas en sus hogares durante todo el año), propuesta que fue aceptada con gran emoción, sin sospechar lo que se vendría después. Luego de dos años como ministro, el Padre le dice sin rodeos: “Oye y tú también eres cuasimodi

  • Identificador SIGPA: CI836
  • Fecha de registro: 04-11-2013
  • Tipo: Cultor individual
  • Género: Masculino
  • Comuna: Quinta Normal
  • Region: Metropolitana de Santiago
Ubicacion