Banda Familiar Paichil de Calén
Dalcahue, Los Lagos

Tal como ocurre en todo el territorio de Chiloé, cuando se habla de banda se refiere a la agrupación abierta de músicos que se conforma para la celebración de una festividad religiosa particular, en el caso de Calen existe una institución familiar que de generación en generación ha mantenido viva esta tradición. Don Carlos Paichil, quien asume la labor de cabeza de esta banda familiar, señala que “Los pasacalles vienen de la familia Paichil Nancuante, no hubo ninguno anterior, son de los abuelos y bis abuelos, tatarabuelos, son los originales. Son los más antiguos de Chiloé”.

Cuando él debe ausentarse, es su madre doña Margarita Nancuante quien representa a la familia, organiza y convoca a la Banda. Ella es una reconocida rezadora del sector, quien canta los gozos y declama poesías en las fiestas religiosas.

Luego de que fallece su padre, a través de un sueño le revela a don Carlos el deber de seguir la tradición y tocar pasacalles con su familia. Por lo que al día siguiente se levantó en la mañana y comenzó a ensayar, a practicar con casetes grabados en los tiempos de cuando su papá tocaba, así fue como él aprendió a tocar el acordeón y asumió su rol de guía en la banda.

En Calen se organiza un Cabildo y son ellos quienes realizan una promesa de fe y asumen las labores de organizador y convocante de la comunidad y de los músicos, para que cada 8 de diciembre la Virgen Purísima e Inmaculada sean celebradas.

En relación al repertorio, en Calen tradicionalmente existieron 3 melodías, pero actualmente se tocan dos, hay un pasacalle que lo tocaba el padre de don Carlos, pero ellos lo han olvidado y esperan poder recuperarlo, buscando acceder a algún registro fonográfico de la época. La familia Paichil reconoce en estas melodías un patrimonio familiar, cautelando los derechos de su interpretación. Siendo el conjunto folclórico Senda Chilota de Castro, la única agrupación autorizada por la familia para interpretarlos.

Los instrumentos que actualmente se ejecutan son: acordeón, guitarra, bombo, caja redoblante y diuca. El Bombo y la Caja son reliquias artesanales de más de 100 años, que por generaciones se han mantenido como patrimonio familiar en el ejercicio de su tradición. Fueron elaboradas por el abuelo, padre y tío de don Carlos, quienes construían y reparaban instrumentos musicales.

Al tratarse de una agrupación familiar, siempre se ha dado cabida a las mujeres, las cuales principalmente han tocado la caja y el tambor.

Hoy la celebración se ha concentrado en el día de la fiesta patronal y los trayectos de desplazamiento se han resumido, pero antiguamente además de la novena, el día 6 de diciembre ya comenzaba la música y ellos salían desde su casa tocando y junto al supremo de dirigían rumbo a la iglesia. El día 7 se sacaban las imágenes a pasear, dando una vuelta por la playa se acercaban a la playa, donde el sacerdote hacia una bendición al mar. Finalmente, el día 8 se realizaba la misa y su respectiva procesión, en el retorno ubicado en el pórtico de la iglesia se realizaban bailes, oraciones y declamaban poesías. Después del rito final de devolución de las imágenes a sus altares, desde la iglesia los músicos se retiraban tocando hacia la casa ermita, dando así por finalizada su participación con la interpretación de pasacalles en esta importante celebración religiosa.

El año 2016 la Familia Paichil Nancuante fue reconocida por la Red de Cultura de Chiloé y la Gobernación Provincial como destacados exponentes del patrimonio cultural de Chiloé. Este reconocimiento les fue entregado en la Iglesia de Aldachildo durante una ceremonia en el acto de la celebración provincial del día del Patrimonio Cultural de Chile.

  • Identificador SIGPA: CC2516
  • Documentador: Mónica Adler Naudon
  • Fecha de registro: 04-11-2015
  • Tipo: Cultor colectivo
  • Composición: Mixto
  • Comuna: Dalcahue
  • Region: Los Lagos
Ubicacion
Fotografías