Baile Tobas

La danza de los Tobas es una representación figurativa de las tribus prehispánicas que poblaban la región del Chaco, en Bolivia. De composición de género mixta, su coreografía es sumamente compleja, con altos saltos y desplazamientos acrobáticos que expresan actitudes guerreras y de cacería. Es quizás el baile andino que requiere más destreza y exigencia. Su vestimenta es también bastante llamativa dado su carácter selvático. Los hombres llevan máscaras ataviadas con grandes plumas de suri de diferentes colores y las mujeres un penacho confeccionado con las mismas plumas afirmado a la cabeza con un cintillo. El resto de la vestimenta es liviana para no entorpecer los movimientos. Hombres y mujeres usan chaquetas y faldillas con pantalón de vivos colores y adornados con cuentas, espejos y flecos. Tanto en las muñecas como en los tobillos llevan fajas con plumas o sonajeras y sobre el pecho numerosos collares de semillas y conchas. En las manos portan lanzas, arcos y adornos de plumería. Calzan zapatillas deportivas, pero también hay algunos bailarines que danzan descalzos. Destaca la presencia de un personaje ataviado de calabazas, semillas y calaveras que aparentemente representa un brujo. Se hacen acompañar por bandas de bronce y percusión.

Registros (1)